Noticias

 
Este verano se ha sustituido la condensadora de la piscina cubierta. La anterior estaba al final de su ciclo, por lo que se ha cambiado por otra más moderna y de alta eficiencia energética, capaz de ahorrar hasta un 30%. Asimismo, se ha instalado una manta térmica que evita la pérdida de calor del agua de la piscina climatizada. El coste total ha sido de 82.383,45€ (IVA incluido). El Departamento de Sostenibilidad y Medio Natural de la Diputación Foral de Bizkaia ha aportado una subvención de 48.000€. Con el fin de no interferir en el uso de las piscinas climatizadas, las obras han tenido lugar durante el cierre estival. Sin embargo, se ruega disculpen las molestias por los inconvenientes ocasionados a las personas usuarias del gimnasio.